Una fe digital

¿Se puede vivir la fe a través de los medios digitales?