Disney estrenó nueva película: Cruella y esta ha causado un gran impacto y muchos comentarios. Te advierto que este review contiene spoilers, entonces si no quieres que te arruine la película sin haberla visto, te recomiendo que pares de leer este review. Si eres de los que no les importa que les cuenten un poco antes de ver la película, sigue adelante con este artículo y te dejo el trailer para que entres en contexto: 

En esta película Disney nos cuenta sobre el origen de Cruella De Vil, sobre su pasado y cómo surge la maldad en ella. Respecto a la trama que se desarrolla durante la película hay algunos aspectos que me gustaría resaltar: 

1. Todos tenemos un pasado 

2. Todo tiene un porqué 

3. En esencia, todos somos buenos

4. Siempre podemos cambiar 

Es importante resaltar que este review no busca realizar un análisis psicológico, moral o teológico de los personajes. Simplemente traer algunos puntos a la mesa para que podamos reflexionarlos. 

1. Todos tenemos un pasado 

Hay una frase que siempre me ha gustado mucho, pero realmente no recuerdo su fuente: “El pasado no se puede cambiar, el futuro es incierto y solo tenemos el presente para ser santos.” Por ende, todos tenemos un pasado y ese pasado no se puede cambiar. Lo que sí podemos cambiar es cómo ese pasado influye en nuestras vidas. 

En el caso de Cruella, su pasado la convirtió en una persona llena de venganza y por un momento ese sueño de ser una diseñadora famosa, ser alguien en la vida, se convierte en una ambición que nubla por completo su entendimiento.

2. Todo tiene un porqué 

En el caso de Cruella podemos identificar en su pasado cómo reacciona en el presente. Por ejemplo, en la película de 101 dálmatas ella tiene una obsesión con hacerse un abrigo con la piel de estos perros. Su “odio” hacia los dálmatas puede tener su origen en que fueron quienes mataron a su madre. 

Aquí tenemos que preguntarnos qué cosas traemos de nuestro pasado que repercuten en nuestro presente. Esto no es un ejercicio tan sencillo y algunas veces las consecuencias son tan profundas que necesitamos de apoyo psicológico para lograr superarlas o corregirlas. 

3.En esencia, todos somos buenos

Fuimos creados a imagen y semejanza de Dios, por ende, somos buenos en esencia. Lo que complica todo es la concupiscencia, que es esa tendencia que adquirimos gracias al pecado original de buscar acercarnos al mal. 

He leído en otros reviews que Cruella nació siendo mala y la verdad, no coincido en esto. Cruella era una niña diferente, pero no mala. La situación, las personas y el sufrimiento la llevaron a que siempre se inclinara más hacia el mal que hacia el bien.

4. Siempre podemos cambiar

Aunque en Cruella no podemos evidenciar un cambio de 360 grados, sí vemos un giro luego de que se entera de la verdad sobre su madre; sobre todo en el trato con sus amigos Horacio y Gaspar. 

Sin embargo, en Horacio y Gaspar sí vemos como cuando Cruella comienza a llevar todo al extremo, estos no se sienten cómodos y comienzan a aconsejar a Cruella que le baje dos rayitas a su sed de venganza. 

 

En conclusión, si todos en esencia somos buenos, cambiar siempre va a ser una opción y aunque estemos sumergidos en mucho dolor e ira, solo basta con el deseo de cambiar para lograrlo. En el caso de Cruella, no logramos observar un gran cambio. Incluso conocemos que su maldad aumentó porque, ¿quién va a querer matar 101 tiernos perritos? 

Sin embargo, vemos un cambio de actitud hacia la Baronesa Von Hellman. Cruella al inicio de su plan intenta acabar con ella a toda costa y luego de ver hasta dónde la ha llevado la maldad, decide simplemente hacer justicia y no tomar la venganza por sus propias manos.  

Por último, te invito a que nos preguntemos, ¿cuáles son aquellas cosas que cada uno de nosotros debe cambiar? ¿Qué es aquello que hay en nuestro interior que necesita ser entregado a Dios para que Él lo tome y lo transforme?  

¿Ya conoces nuestra sección de Ask? Si tienes dudas sobre la fe, envíanos tu pregunta a través de este botón.

Survey


¿Qué tan seguido rezas el Rosario?

Francisco Says

¿El Papa de las redes?

¿Quieres estar al día con todo lo que el Papa Francisco dice y publica a través de sus redes? ¡Síguelo […]