El fin de semana pasado, fui a ver Aladdin con expectativas bajas, luego de que Dumbo me decepcionara un poco. Salí sorprendida y maravillada, una vez más, con el nivel de producciones que alcanza Disney cuando realmente se lo proponen.

La película asombra con sus colores y con la música que, aunque fue modernizada, apela a los mismos sentimientos de las canciones que cantábamos en la niñez.  Cuenta con la maravillosa actuación de Will Smith en el papel del genio y con la participación (sorpresivamente buena) de actores de una nueva generación, con menos reconocimiento, pero excelente desempeño.

Lo que más me gustó es que, la película, esta repleta de mensajes positivos acerca de la amistad, la sencillez y el valor de la mujer en la familia y la sociedad; así como de mensajes en contra de la avaricia, la sed de poder, la mentira y el robo. Salí de la sala con el corazón hinchado de emoción al darme cuenta de que en los 120 minutos me encariñé hasta con la alfombra y el mono.

Puesta en escena

En esta parte es donde los espectadores podemos ser más exigentes, y donde Disney se enfrentó al mayor reto: replicar la primera película sin robarle parte de su magia y encanto.

La película se desarrolla en Agrabah, una ciudad que gira en torno al mercado y al castillo, lugares en los que viven Aladdin y la princesa Jazmín, respectivamente. Él vive en una casa muy precaria y sobrevive del robo, y ella habita encerrada en el castillo por motivos de seguridad. En la vida real sería muy improbable que se conocieran, pero esto es Disney, donde los sueños se hacen realidad y todo es posible.

Todos los paisajes mostrados apelan a la imaginación y a los recuerdos de la película original, los animales tienen personalidad propia y generan empatía desde el primer momento. Por otro lado,¡Los vestuarios son espectaculares!

La banda sonora de la película fue “remastered” para incluir los efectos de sonido y música que están a la vanguardia. También,se incluyó Speechless, una canción nueva y espectacular que eleva el rol de la princesa en la película. En mi opinión, la música quedó increíble, pero algunos han criticado este aspecto con base en el exagerado uso del auto-tune y la decepcionante voz de Will Smith.

En este aspecto le doy un 4 de 5.

Trama

La película cuenta la historia de Aladdin, un joven huérfano que debe robar para sobrevivir, y que pocos quieren por sus malas mañas, aunque muestra tener un buen corazón. En su afán por ayudar a los demás, roba incluso para alimentar a los niños pobres, y así conoce a una doncella, quien por hacer lo mismo que él, se encuentra en problemas. Luego, se enteraría que esa doncella es nada más y nada menos que la princesa Jazmín.

Aladdin es llevado por Jaffar -mal intencionado en cada escena- a buscar una lámpara que tiene un genio que él no se esperaba, y termina convirtiéndose en su amigo y consejero. Juntos se proponen conquistar el corazón de la princesa Jazmín y salvar el futuro del reino, aunque no será tarea fácil para ninguno de los personajes.

La trama ya estaba escrita desde 1992, pero sigue siendo igual de increíble, le doy un 5 de 5.

Moralidad

Aquí es donde creo que Disney más se destaca con esta película, enseñando mensajes positivos de principio a fin. Creo que hubo una lección para cada personaje:

Jaffar, en su maldad, aprendió que la avaricia y el deseo de poder te hacen ver una realidad distorsionada, que jamás te va a permitir saciarte hasta que seas el primero en todo, lo que termina siendo imposible. Me atrevo a parafrasear al genio: “El poder y el dinero tienen una particularidad: no importa cuánto tengas, nunca vas a estar satisfecho”.

Para Aladdin la lección fue que mentir acerca de quién eres nunca te va a llevar al verdadero éxito, y ser tú mismo es la única forma que tienes de conquistar el corazón de otra persona. Puedes cambiar tu apariencia todo lo que quieras, pero si no trabajas en lo interior, seguirás siendo la misma persona. Cuando pierdes tus miedos y tus inseguridades; y te aceptas como realmente eres, todo caerá en su debido lugar.

Jazmín aprendió, y desarrolló en una canción espectacular, que luchar por lo que quieres es tu responsabilidad en la vida, y si no lo haces, nadie hará el trabajo por ti. Basta de las excusas que nos ponemos “es que yo no puedo por…”o “es que la gente no espera eso de mí”, si trabajamos por lo que queremos, podremos alcanzar cualquier meta y todos los sueños de nuestro corazón.

Y por último, como el Genio aprendió a través de miles de miles de años encerrado, el mejor regalo que tenemos los seres humanos es nuestra libertad, y uno de los actos más nobles que podemos hacer con ella es amar a nuestros amigos hasta el punto de poner su bienestar por encima del nuestro.

Este es el aspecto que más me gustó de la película, le doy un 5 de 5.

————-

En resumen, Disney nos demuestra una vez más la capacidad que tiene para innovar, pero también, para mejorar lo que ya existe. Y tú, ¿ya la viste? Cuéntanos tus comentarios.

¿Ya conoces nuestra sección de Ask? Si tienes dudas sobre la fe, envíanos tu pregunta a través de este botón.

Survey


¿Qué tan seguido rezas el Rosario?

Francisco Says

¿El Papa de las redes?

¿Quieres estar al día con todo lo que el Papa Francisco dice y publica a través de sus redes? ¡Síguelo […]